Actualidad

Ignacio Molina habló de la importancia del anuncio de la Resurrección “por encima del tiempo de cuaresma y Semana Santa”

“Este es un pregón extraño porque estamos en un año distinto. Es especial porque miro a los ahora congregados separados, manteniendo las distancias y que tenemos un aforo pudiente” indicó en sus palabras el cofrade y profesor de la Autónoma de Madrid, Ignacio Molina Álvarez de Cienfuegos, al comenzar su Exaltación a la Alegría que es la primera vez que se convoca en sustitución de la presentación del cartel que cada año anuncia la salida de esta cofradía del Domingo de Resurrección. Se citaba el acto para hablar de “una procesión que no va a ocurrir”, como indicó el exaltador, recordando que hablamos de “Alegría en un año de muerte”, recordando al exhermano mayor , Luis López Rejón o al padre del anterior hermano mayor.

“Justo porque este año no repicarán los campanillos, hay que pregonar la Resurrección”, indicó el exaltador también para reflejar la importancia del mensaje y del pregón del “Aleluya” con la que renace la vida y se estrena el amor. “Anuncio Resurrección y exaltó la Alegría ante la imágenes de nuestros Titulares y ante nuestros amigos”, recordando las vivencias en la parroquia de Regina Mundi, próximo a la cofradía y a la comunidad religiosa tan próxima al colegio del que su abuelo fue fundador, el de San Isidoro. Ignacio Molina recordó momentos vividos junto a su hermano Luis fallecido a la edad de 19 años y “velado aqui mismo, ante la imagen de nuestros Titulares”. y denunció que no se celebre con mas fuerza la Pascua de Resurrección.

El acto se celebró en el interior de la parroquia de Regina Mundi presidido por los Titulares. El exaltador fue presentado por el hermano mayor, Eduardo Iáñez y se mantuvo en todo momento el distanciamiento y las normas sanitarias vigiladas desde la hermandad. Resaltó la celebración de la hermandad de Regina Mundi en el Domingo de Resurrección “Sin Pascua no puede existir la Semana Santa, por supuesto” y señaló que “la Iglesia ha planteado desde siglos poner el acento en el planteamiento gozoso y en e nudo doloroso pero no en el desenlace glorioso. Todos los aqui presentes conocen los cinco misterios del rosario … y sin embargo existe mucho más desconocimiento sobre las fiestas que suceden al Domingo de Resurrección, la Ascensión, Pentecostes…”.