Actualidad

Así van las obras del nuevo templo del Espíritu Santo, sede de la Archicofradía de gloria del Inmaculado Corazón de María

En el estado que muestras las fotografías que ilustran esta información se encuentran las obras de construcción de la nueva parroquia «Espíritu Santo» de la calle Joaquina Eguaras, en el barrio de Almajáyar.  En la jornada de ayer martes un grupo de responsables del Arzobispado de  Granada visitaron las obras, con el arzobispo de Granada al frente, monseñor Martínez Fernández, acompañado por el ecónomo diocesano, Eduardo Criado y la arquitecta técnica del Arzobispado, María López Olid. Comprobaron el avance de las obras de la nueva parroquia que permitirá un mayor aforo de fieles, con espacios amplios para la vida de la comunidad parroquial.

Junto a ellos estaba presente la arquitecta Elisa Valero, el socio director de la empresa constructora, Jesús Calderón, así como el jefe de obra, Pedro Parras. Estos explicaron el estado de la parroquia, cuya cimentación, estructura y fachada están hechas con prefabricados de hormigón. El templo tendrá capacidad para albergar más de doscientos fieles. “Quedan por montar las instalaciones, los aislamientos del interior con poliuretano y la tabiquería de diseño quebrado que caracterizará a la iglesia”, explica Pedro Parra. La forma del techo y del suelo servirán para adecuar la acústica interior del edificio, que presentará un aspecto diáfano mediante varios lucernarios superiores.

Además del alto campanario y de un amplio coro, habrá una sacristía y unos salones parroquiales, adosados a la parte trasera de la iglesia y se ha previsto una puerta de dimensiones mayores puesto que en interior del templo se establece la Archicofradía del Inmaculado Corazón de María y de esta forma la salida será más viable. Para el comienzo de la primavera se espera que pueda realizarse el traslado de la actual parroquia, en unos bajos de la misma calle, hasta la nueva ubicación del templo.

Obras parroquia Espíritu Santo