24 de julio de 2024
Actualidad

La procesión infantil de la cofradía de la Soledad recortó su itinerario por la amenaza de lluvia

La imagen del Niño Jesús Divino Redentor de la comunidad jerónima procesionó ayer dentro de la procesión infantil y juvenil de la cofradía de Nuestra Señora de la Soledad y Descendimiento del Señor. La imagen se había situado sobre las andas de la procesión infantil de la cofradía de la Santa Cena cedidas para la ocasión y estaban a las órdenes de María Jiménez y Alba Pérez y debajo de las andas jóvenes, niños y niñas, de corta edad hasta los 15 o 16 años en las primeras trabajaderas. Se había dispuesto la imagen del Niño Dios sobre las andas y custodiado por cuatro cirios y sobre peana del propio monasterio, custodiado por dos jarritas de orfebrería. El adorno se centraba en clavel en distintas tonalidades de rojos, morados y malvas.

El cortejo se veía integrado por la junta de gobierno de la hermandad y el acompañamiento lo ponía la banda de cornetas y tambores «Cristo de la Misericordia», de Vegas del Genil y estrenó la calle Rector López Argüeta después de la reciente remodelación a la que se ha sometido. Siguió por calle San Jerónimo, Plaza de la Encarnación y Niños Luchando donde aparecieron unas tímidas gotas de lluvia y se determinó recortar por calle Aranda, Mano de Hierro, San Juan  de Dios y de nuevo desde Rector López Argüeta al Compás de San Jerónimo.